ADRA está colaborando con ACNUR (Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Refugiados) y por primera vez con CADENA, realizando donativos económicos cuyo destino final es llegar a comunidades vulnerables de migrante en la frontera a orillas del río Bravo que aminore el impacto del peregrinaje de los viajeros.

De izquierda a derecha, Jaime Vázquez (voluntario ADRA Cd. Juárez, Rubén Ponce (representante de ADRA México), Abril Páez (representante de CADENA), Luis Rosales (Psicólogos Sin Frontera) y Gabriela Peña (ACNUR), frente a la casa del migrante en Ciudad Juárez, Chihuahua. Las instituciones civiles y religiosas buscando brindar ayuda a los viajeros que buscan pasar al país vecino o que han sido deportados. Fotografía: ADRA México

Ciudad Juárez, en Chihuahua, es una de las fronteras con mayor crisis migratoria en frontera con Estados Unidos de América. La ciudad es el punto de concentración masiva de migrantes de países centroamericanos y también de algunos estados, principalmente, del sur de México.

Según el diario El País, el número de migrantes mexicanos intentando cruzar la frontera con el país vecino del norte se ha disparado a un ritmo acelerado, si se mantiene esta cadencia, el 2021 podría ser el año con mayor número de mexicanos detenidos intentado emigrar en la última década. México enfrenta la más grande crisis migratoria de los últimos 20 años.

ADRA (Agencia Adventista de Desarrollo y Recursos Asistenciales) realizó un donativo económico que en esta ocasión irá a la ciudad fronteriza que colinda con El Paso, TX, con el objetivo de auxiliar a los migrantes nacionales y extranjeros. La agencia adventista está colaborando, como en situaciones anteriores, con ACNUR (Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Refugiados) y por primera vez con CADENA, que es el brazo humanitario de las comunidades judías en todo el mundo. 

Actualmente la ayuda a los migrantes centroamericanos y mexicanos en otras fronteras del país se ha vuelto una actividad muy peligrosa, debido al crimen organizado, debido a esto organizaciones internacionales como la OIM (Organización Internacional para las Migraciones) y ACNUR, sólo pueden ayudar a refugios legalmente constituidos, he ahí la razón por la que organizaciones locales buscan brindar apoyo a asentamientos callejeros y albergues con necesidades específicas.

«Solo basta con visitar alguna ciudad fronteriza o buscar un poco de noticias al respecto en internet para darnos un poco de idea de la magnitud del problema, necesitamos ser más sensibles con nuestros hermanos migrantes, no hay ningún programa social que sea suficiente para resolver esta crisis. Ahora más que nunca necesitamos el apoyo de todos, ya sea con donativos, voluntariado o con sus oraciones», manifestó el licenciado Rubén Ponce, representante de ADRA en México.

La cantidad es una respuesta inicial de ADRA en conjunto con las otras dos organizaciones cuyo destino final es ser llevado a las comunidades vulnerables de migrantes en la frontera, lugar que ha recibido, según actores locales, más de 1000 indocumentados semanalmente que son expulsados del país norteamericano y que debido al gran flujo de personas los albergues empiezan a colapsar por la saturación de usuarios, derivando que un porcentaje quede fuera de los establecimientos y se instale en campamentos callejeros, privandose de seguridad, servicios básicos y de salud, alimentación y otros derechos.

«Imaginen el contexto de estas familias para decidir dejar todo en sus lugares de origen para que la situación actual siga siendo mejor que la de su lugar de origen» , aseveró Ponce.

El 13 y 14 de junio de este año, representantes de ACNUR, CADENA, Psicólogos Sin Fronteras y ADRA, realizaron visitas a los centros de atención a migrantes en la ciudad para detectar las necesidades y ofrecer ayudas concretas.

Los viajes incómodos, la separación de sus seres amados y la inseguridad por el crimen organizado convierten a los migrantes en un grupo vulnerable, Psicólogos sin fronteras BC ha ofrecido su apoyo para brindar ayuda psicológica a los viajeros. Fotografía: ADRA México

Entre las necesidades notorias está el apoyo psicológico y consultas médicas. También es menester garantizar una atención alimentaria segura, principalmente hacia niños y mujeres embarazadas, así como frenar la propagación de la COVID-19 y demás enfermedades infecciosas por medio de la higiene y cuidado preventivo con mascarillas y gel antibacterial. 

«El apoyo de ADRA es fundamental para esta crisis, ya que los más vulnerables viven en circunstancias extremadamente peligrosas que deben abordarse lo antes posible(…). Si las agencias ayudan a suplir las necesidades mencionadas, los albergues tendrán la posibilidad de atender a un mayor número de migrantes y refugiados en condiciones dignas y seguras, evitando que la crisis se agrave» recalcó el comunicado oficial de ADRA México.

Según información del pastor David Maldonado, representante de ADRA en el norte de México, las tres instituciones aparte de realizar los donativos también tendrán responsabilidades concretas, CADENA se encargará de la atención médica integral de los viajeros, ACNUR se hará cargo de las remodelaciones necesarias en los centros de migrantes y ADRA se enfocará en la seguridad alimentaria, otorgando monederos electrónicos para las cocinas y a cada migrante de los cinco albergues seleccionados.

El proyecto tiene como meta iniciar el 1 de julio y culminar a finales de agosto de este año, ayudando a 5 albergues (Albergue Alabanzas al Rey, Albergue YMCA, Albergue Solus Christus, Buen Samaritano, El Jurado) con más de 100 familias migrantes, que serán seleccionados según cumplan ciertos requisitos y estará enfocado en albergues con baja capacidad de respuesta que dan servicio a mujeres, niños y hombre con hijos menores de edad.

Debido al incremento de migrantes en la frontera norte, los albergues en Cd. Juárez están al borde del colapso. El albergue “El Buen Samaritano” acoge a un máximo de 260 personas atendiendo una población mixta, actualmente entre ellos, 30 menores. Fotografía: ADRA México

De manera oficial, ADRA no tiene ninguna estación en la ciudad fronteriza pero se espera pronto tener un Equipo de Respuesta a Emergencias organizado como el que hay en Nuevo León, por eso se realizarán acciones de fortalecimiento como capacitaciones a voluntarios.

También leer: Entrega ERT y ADRA apoyo a comunidades afectadas por incendio

Es la primera vez que ADRA realiza un apoyo de esta magnitud en Ciudad Juárez, el año pasado fue similar el auxilio realizado en Reynosa y Tapachula, ciudades fronterizas al norte y sur del país. Sin embargo, en casi todas las fronteras de México se han realizado esfuerzos locales.

Para formar parte del proyecto, realiza un donativo en:
BBVA Bancomer
Asociación Civil Filantrópica y Educativa A.C.
Cheques: 0196270409
CLABE: 012180001962704092
Concepto: Migrantes

Conoce más aquí: Alerta por crisis migratoria

(Con información del comunicado de respuesta inicial de ADRA México)


Keila Urbano – Comunicación UMN