El proyecto misionero de hermanos voluntarios de México y el extranjero, en conjunto con la iglesia local, la Asociación Norte de Tamaulipas y la Unión Mexicana del Norte ha provisto de un edificio para la congregación Horeb en Nuevo Laredo, Tamaulipas.

La iglesia Horeb nació hace tres años de la iglesia Reservas en Nuevo Laredo, Tamaulipas. Creció hasta convertirse en filial y posteriormente en una congregación organizada. El año pasado (2019), lograron adquirir un terreno con el apoyo de sus miembros, la Asociación Norte de Tamaulipas (ANT) y otros donantes del distrito.

El terreno fue adquirido con el apoyo de la iglesia local, la Asociación Norte de Tamaulipas y otros donantes.

Los miembros de la iglesia Horeb mencionan que todo ha sido una respuesta de Dios a sus peticiones. “Concédenos un lugar para adorarte”, oraban ellos.

El pasado 15 de noviembre la congregación organizada Horeb, perteneciente al distrito de Nuevo Laredo Reservas, en Tamaulipas, dio comienzo a la construcción de su templo en el Fraccionamiento El Progreso. 

El primer paso para la construcción del templo fue trazar el terreno y realizar la excavación de los cimientos, dos días después se colocaron las varillas y se llevó a cabo el vaciado del premezclado de la cimentación.
Así culminó la primera etapa de la construcción.

Cinco días después empezó la segunda etapa de la edificación. 

Los miembros de la iglesia Horeb inauguraron su edificio dos semanas después de iniciar la construcción. 

“Concédenos un lugar para adorarte” orábamos, aquí está la respuesta a nuestras oraciones, dicen los miembros de la iglesia Horeb.

Este ha sido un proyecto misioneros de hermanos voluntarios de varios lugares de México y del extranjero que han dedicado sus dones en la construcción de templos y en donde también participaron financieramente la iglesia local, la Asociación Norte de Tamaulipas y la Unión Mexicana del Norte logrando la construcción de este nuevo edificio y otros siete más en el territorio de la ANT.

“Si unidos somos capaces de realizar estas obras ¿qué no podremos hacer para terminar de predicar el evangelio?”

mencionó el pastor Israel Medrano, después realizó un llamado al nuevo plan estratégico de la iglesia mundial, I Will Go! (¡Yo iré!).

El pastor Medrano, Secretario Ejecutivo de la ANT, estuvo presente en el programa de inauguración del edificio y dirigió a la congregación para entregar su gratitud a Dios por la generosidad de cada hermano y del sistema financiero de la Iglesia Adventista del Séptimo Día.