La Iglesia Adventista del Séptimo Día derivó su nombre de sus dos principales doctrinas distintivas. Es adventista porque anuncia el inminente y visible retorno de Cristo con la bendita esperanza del cristianismo, y proclama que la perpetuidad de la ley de Dios requiere la observancia del sábado como sello de Dios.

La Conferencia General aprobaron un nuevo sistema de identidad visual para la identidad de la Iglesia Adventista del Séptimo Día. Para saber más te invito a leer el siguiente artículo.

En el logotipo de la iglesia, las principales creencias se representan gráficamente.

 

Quién puede usar el logotipo

La marca registrada puede ser usada por la Iglesia Adventista del Séptimo Día, sus entidades, instituciones e iglesias, según sean autorizadas por la Asociación General de los Adventistas del Séptimo Día, sus divisiones, uniones y asociaciones.

El logotipo gráfico representado aquí es una marca registrada de la Iglesia Adventista del Séptimo Día. Al descargar el logotipo adventista, usted declara estar de acuerdo con las estipulaciones y regulaciones establecidas por el Manual de Estándares de Identidad Global (pdf.). La Asociación General de los Adventistas del Séptimo Día se reserva el derecho legal de proteger la integridad de la iglesia contra la utilización incorrecta o no autorizada del logotipo.

El logotipo está disponible en tres tipos de gráficos: EPS, PNG y JPG. Toda vez que le sea posible, use los archivos de EPS, porque pueden ser expandidos hasta alcanzar el tamaño necesario sin que los bordes se vean afectados.

En el botón de descargar pueden encontrar recursos para poder implementar la nueva identidad así como la tipografía oficial.

Uso del nombre de la Iglesia

El nombre adventista del séptimo día representa a la Iglesia Adventista del Séptimo Día, sus instituciones y organizaciones, sus iglesias locales y sus miembros. El nombre y el logotipo son marcas registradas y poseen identidades registradas. Al igual que con cualquier nombre propio, hay maneras apropiadas e inapropiadas de escribirlo, pronunciarlo, abreviar y usar el nombre.

Escritura: “Adventista del Séptimo Día”.

Pronunciación: “advenTISta del séptimo día”; “adventista” es palabra grave.

Forma abreviada: “adventista”. En comunicaciones relacionadas con la iglesia, la abreviatura preferida del nombre es “adventista”.